AHORA

Suma y Resta: Sé Lo Que Mejoraste



El 24 de abril de 2012 publicábamos en CálculoTV lo siguiente sobre el estreno de SLQV, en Monte Carlo: "Álvaro Navia llega a las noches de Monte Carlo TV para mostrarnos los informes más divertidos y discutirlos junto a un gran panel de reconocidas figuras nacionales: Carmen Morán, Giannina Silva, Guillermo Ramis y Henri Gelenscer. Los temas que tanto nos interesan a los uruguayos sobre la actualidad, presentados de una forma increíble, para morirse de risa"


La gran novedad era el corte de una increíble racha del canal, que estuvo 18 años sin un programa nacional en vivo en horario central en día hábil, de la cual nadie debería haber estado orgulloso. 

Comenzó siendo una alevosa imitación de Bendita, el programa argentino de Beto Casella en Canal 9, pero con un humor muy forzado. Los panelistas no tenían la suficiente gracia en sus intervenciones y, para colmo, a pesar de que Bendita nunca se emitió aquí, gracias a Internet todos sabíamos que los informes eran idénticos a los argentinos, incluso con el recurso de pegar la cara de los famosos recortada de una foto en marionetas o muñecos. Waldo Navia lucía con anteojos llamativos al igual que su colega, dentro de una escenografía también copiada del mismo lugar.

Los temas a tratar eran, en su mayoría, hechos de la vecina orilla relacionados con el chimento y la TV porteña. Muchos de los invitados a piso eran argentinos que visitaban Uruguay para promocionarse, haciendo una "gira televisiva", incluyendo a Waldo. Ni se parecía a Esta Boca Es Mía porque no era serio, ni a Algo Contigo porque no era periodístico, ni a Sonríe porque no era de archivo ni humor... Era solo una mala copia de Bendita (ARG).

Sin caérsele una idea a sus productores y con la impaciencia de la mala opinión pública,  a 5 meses de su estreno, SLQV  fue desplazado por Monte Carlo hacia los sábados de noche. Sus resultados entre semana fueron pésimos, también su calidad y para permanecer en pantalla debió renovarse completamente. El pasado de humorista de Tinelli reflotó en Álvaro Navia, que incluyó segmentos de aquel VideoMatch, como las cámaras ocultas. No tenían la gracia de aquellas con José María Listorti, pero resultaba novedoso ver a figuras nacionales en esa situación. 

El "estilo Bendita" se fue perdiendo. Los panelistas, informes y debates no tuvieron más lugar. Se incluyó a Evangelina Ortiz como co-conductora. Muchos cambios... Pero la inclusión de Leonardo Pacella fue lo mejor que le pudo pasar al programa. Su chispa y facilidad para componer personajes viró el foco totalmente hacia el humor. Ortiz se fue y la ex panelista Giannina Silva la suplantó. Las parodias a programas del medio local y los sketchs, sin presupuesto pero con frescura e ingenio, se ganaron el total espacio del ciclo. 

Lo único que hasta el momento quedaba un tanto desubicado entre tanto humor era el espacio de fenómenos paranormales de Henri Gelencser, que el último sábado no se emitió.

Pasó de ser una total y mala imitación de algo argentino a ser un programa humorístico. De ser algo vergonzoso de ver a transformarse en la mejor opción televisiva para un sábado de noche. Pasamos de reírnos de SLQV, a reírnos con SLQV. 

Pocos logran revertir tantas críticas. Aplausos para este programa DE HUMOR que no necesita un premio material. Ya tiene el visto bueno del público.


About Bruno Marzoratti

Bruno Marzoratti
Recommended Posts × +